INFORME ESPECIAL

Juzgado Cuarto Penal del Circuito Penal de Neiva, decidirá situación del alcalde de Pitalito

De acuerdo al concepto expuesto por varios jurisconsultos especializados en derecho penal y criminología, el alcalde de Pitalito tendrá tres escenarios en este litigio jurídico, contemplados en el Código Penal.

INFORME ESPECIAL

Para el lunes 11 de febrero está prevista la audiencia en la cual el Juzgado Cuarto Penal del Circuito de Neiva, decidirá la suerte del alcalde de Pitalito Miguel Antonio Rico Rincón.

Como se recordará, el burgomaestre de los laboyanos fue detenido el sábado 28 de julio de 2018 en la ciudad de Bogotá, cuando disfrutaba de sus vacaciones y luego fue trasladado hasta la ciudad de Neiva, donde durante tres días de intenso debate jurídico, la Juez Promiscuo Municipal de Tello, con función de Garantías Procesales, concedió la libertad del mandatario, pero continuó vinculado al proceso.

¿ES USTED DESPLAZADO O VÍCTIMA DE LA VIOLENCIA? POR FAVOR ESCUCHE EL SIGUIENTE AUDIO:

La Fiscalía que lleva el caso lo sindica de ser uno de los presuntos determinadores del homicidio del abogado laboyano Luis Gerardo Ochóa Sánchez, por el cual están detenidas otras ocho personas.

Esa misma Fiscalía apeló la decisión tomada por la Juez de Garantías y será el Juez Cuarto Penal del Circuito de la ciudad de Neiva, quien decidirá si confirma la providencia dictada por la Juez, o toma otra determinación.

La audiencia está prevista para realizarse el lunes 11 de febrero en el despacho del mencionado juzgado, a partir de las tres y media de la tarde (3:30 p.m.).

Los escenarios a los que se enfrenta el alcalde

De acuerdo al concepto expuesto por varios jurisconsultos especializados en derecho penal y criminología consultados por SVCNoticias.com, el alcalde de Pitalito tendrá tres escenarios en este litigio jurídico, contemplados en el Código Penal.

El primero: Que el Juez Cuarto Penal del Circuito confirme la providencia emitida el 02 de agosto de 2018 por la Juez Promiscuo Municipal de Tello, con Función de Garantías Procesales, por la cual el burgomaestre quedó en libertad, pero vinculado a la investigación, ejerciendo libremente su cargo.

El segundo: Que el Juez cambie la decisión y en su defecto ordene prisión domiciliaria al burgomaestre de los laboyanos, lo que originaría la pérdida temporal de su investidura como alcalde, mientras culmina la investigación y otro Juez decida la situación jurídica del mandatario.

La tercera: Quizá sea la peor y la menos deseada, que consistiría en que el Juez decida la medida carcelaria intramural, lo que ocasionaría que el mandatario sea recluido en una cárcel mientras se desarrolla y culmina la investigación, escenario en el que también perdería su investidura de alcalde.

Presunción de inocencia

En cualquiera de estos tres escenarios a los se ve avocado el mandatario de los laboyanos, el derecho fundamental a la presunción de inocencia, consagrado en la Constitución Política de Colombia, prevalecerá hasta que los jueces determinen lo contrario.

Es decir, el alcalde Miguel Antonio Rico Rincón, independientemente de que quede libre, como se encuentra en la actualidad, o si en el peor y menos deseable de los casos sea cobijado con detención domiciliaria, o enviado a una cárcel, no quiere decir que sea culpable, o que haya sido determinador en este crimen. Continuará siendo inocente hasta que un Juez de la república determine lo contrario.